¿CÓMO LLEGAR A MIS CLIENTES A TRAVÉS DE LINKEDIN?

Hace unas semanas me contactó un cliente para consultarme si realmente consideraba que era posible para un mediador de seguros, captar clientes a través de la red profesional Linkedin. Y ante mi respuesta afirmativa, y sus dudas respectos a por dónde empezar, me decidí a escribir este post, el primero de una serie de entradas en nuestro recién estrenado blog, que se enfocarán a dar respuestas a los profesionales sobre cuestiones de gestión y estrategia de las empresas del sector de la mediación. Linkedin principalmente nos permite crear un stand en una “feria profesional” y constituye una herramienta para reforzar la visibilidad y la notoriedad frente a nuestros clientes potenciales y el mercado, así como generar visitas a nuestra web. Estos serían los pasos a seguir en la puesta en marcha de una estrategia en Linkedin: Crea tu perfil personal profesional. Crea un perfil de empresa. Incluye una breve descripción de tu actividad, productos y servicios. Invita a tus clientes a que recomienden tus productos y servicios. Identifica y define tus objetivos y los indicadores a través de los que medirás los resultados alcanzados (KPIs). Define quiénes serían tus contactos ideales y búscalos. Identifica qué persona dentro de una empresa, toma la decisión de compra de tu producto. Participa en grupos. Escoge los grupos en los que ya participan tus contactos objetivo. Ahora cuando recomiendas o haces un comentario sobre actualizaciones de tu página de empresa, se mostrará tu actividad con el nombre y logotipo de tu empresa. Si estás para vender, vende. Pero nunca mientas a tus contactos. Aporta contenidos de interés para tu público objetivo. Además Linkedin...

MOVILIDAD Y DISPOSITIVOS MÓVILES

Hoy en día, cuando hablamos de movilidad en el trabajo siempre acabamos pensando en cuatro tipo de gadgets: portátiles, ultraportátiles, tabletas y smartphones. Pero, ¿realmente sabemos ponderar nuestras necesidades móviles?, ¿necesitamos una oficina móvil en todo su espectro?. Lo más recomendable es que analicemos nuestras necesidades con el fin de equiparnos con el equipo necesario. Evidentemente, si lo que queremos es disfrutar de casi todos los recursos que nuestro lugar de trabajo fijo nos puede proporcionar  deberíamos equipar con un portátil o ultraportátil (creador del concepto). Sin entrar en  por menores de precios, características y componentes de estos dos tipos de gadget, baste decir que si necesitamos potencia deberíamos optar por un portátil, y en el caso de no primar la potencia lo más aconsejable sería hacernos con un ultraportátil, pues suelen tener peso liviano y alta autonomía. Hoy en día disponemos de equipos con autonomía de 8 horas, e incluso superiores. Otro motivo mas para abandonar la batería auxiliar. Ahora bien, en muchos casos nuestras necesidades son menores y el uso de una tableta es más que suficiente, sobre todo si trabajamos con servicios en la nube. Y llegamos al gadget estrella, el “smartphone”. Este dispositivo ha sufrido en los últimos años un crecimiento sin precedentes, ya no sólo en unidades vendidas sino también en las posibilidades que nos ofrecen. La mayoría de nosotros poseemos uno o varios de estos dispositivos. El uso a nivel personal suele pasar por consultar correo, twitter, whatsapp (o similares), fotografía rápida, juegos y, como no, llamadas telefónicas. Pero este es un dispositivo que por sus características físicas (pesos, tamaños, etc.) es el...